sábado, 22 de junio de 2013

Wert: El ministro más listo

Desde que una decena de universitarios rehusaran saludar al ministro de Educación, José Ignacio Wert, en la entrega de los Premios Nacionales Fin de Carrera del curso 2009-2010 como modo de protesta contra la reforma educativa y los "recortes", las muestras de rechazo al ministro de Educación han ido en aumento. Aquella no fue la primera ni la última escena de descrédito hacía Wert, y sus medidas tan controvertidas como de dudosa utilidad.
Fotografía de El Huffinton Post.
Mientras tanto, hoy se cumple un año desde la Huelga General unitaria de la enseñanza pública en la historia de la democracia. El 22 de mayo de 2012 tenía lugar una protesta de todos los niveles educativos públicos, desde infantil hasta la Universidad, y en prácticamente todas las Comunidades Autónomas.
Mientras tanto, en la entrega de premios de fin de carrera, los estudiantes tampoco quisieron saludar a la secretaria de Estado de Educación, FP y Universidades, Montserrat Gomendio, y se limitaron a recoger el diploma acreditativo, lo que sería aplaudido y jaleado por parte del público asistente. Algunos de ellos iban vestidos con la camiseta verde que identifica la reivindicación de una educación pública de todos y para todos.
Julia Iriarte era una de aquellas alumnas, y recibiría una mención como licenciada en Psicología por la UNED.  Ella declaró a la prensa que no les daba la mano porque lo que están haciendo es una falta de respeto a la Constitución. También aseguraba que el proyecto de Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (Lomce), que ha denominado 'ley Wert', pretende eliminar el derecho de todos a una plaza pública escolar. Por su parte, aseguraría que no conocía directamente a ninguno de los otros titulados que se han negado a saludar a las autoridades, aunque sabía que algunos también lo harían.

BUEN TRABAJO
Un sonoro abucheo desde las localidades altas que no pudieron mitigar los aplausos desde el patio de butacas ricibiría al ministro de Educación, Cultura y Deportes cuando asistía ayer tarde junto a la Reina y la homenajeada a la gala en honor a Teresa Berganza en el Teatro Real. Gritos de "fuera", a favor de "una enseñanza pública para todos" y de "dimisión", tensaron el ambiente en el inicio de una gala a la que además del ministro Wert asiste el titular de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, sentado en el patio de butacas. Sólo después de que José Luis Gómez dijera, no sin cierta dificultad, que el motivo de esta reunión era homenajear a Teresa Berganza, cesaron las protestas. Fue entonces cuando los mismos que abuchearon al ministro gritaron "brava" y "eres grande" a la mezzosoprano, la protagonista de la noche.

Por su parte, la actitud de Wert es la de "cortar por lo sano" y ha reducido sus apariciones públicas, o al menos la de abrir el camino del diálogo. El viernes se reuniría con el Consejo de Estudiantes Universitario del Estado (CEUNE) para debatir el próximo sistema de concesión de becas y ayudas al estudio. Sin embargo, la reunión empezó a las 16.00 y Wert la abandonó a las 16.10, lo que le ha costado grandes críticas,  y más cuando la había organizado él mismo.

Según explicó en declaraciones a Europa Press el vicesecretario del Consejo, Ezequiel Valentín, el ministro dedicó unas palabras a dar la bienvenida a los asistentes y en menos de diez minutos abandonó la sala. Posteriormente, el Consejo de Estudiantes Universitario del Estado pidió la retirada del borrador del Real Decreto que regulará el sistema de concesión de becas y ayudas al estudio. Ni siquiera llegaría a presentar el decreto, señaló Ezequiel Valentín a los medios.
En Sevilla canceló una conferencia en la que se reunía con centenares de jóvenes, pero desconocía las intenciones de los estudiantes de protestar por la medidas tomadas desde el Gobierno. Wert comentó que el boicot protagonizado esta tarde por algo más de un centenar de personas que le han impedido pronunciar una conferencia, que ha calificado de "acto fascista", evidencia que urge una reforma educativa en España. "Una situación como la de hoy llama la atención sobre la necesidad de una reforma educativa importante, porque la educación consiste en una formación integral que incluye el valor de la tolerancia, del respeto y el principio del argumento por encima del grito y de la descalificación", ha señalado Wert en declaraciones a los periodistas tras la suspensión del acto.

Y MÁS, Y MÁS...
Cerca de un millar de personas recibirían entre aplausos y pitos al ministro de Educación, José Ignacio Wert y a los Príncipes de Asturias a su llegada a un centro educativo de Valladolid donde se inauguraría oficialmente el curso 2012-2013 de Formación Profesional. Una hora y media antes de la llegada de los Príncipes, integrantes del movimiento 15-M, de la plataforma en defensa de la Escuela Pública así como de los sindicatos CGT y de la CNT se han situado frente a la entrada principal del centro Juan de Herrera coreando gritos en contra del ministro de Educación por los recortes en educación, y en contra el Príncipe.
El momento más llamativo en torno a esta oleada de protestas ha sido cuando Juan Pablo Wert, hermano del ministro y profesor de la Universidad de Castilla-La Mancha, protestaba en la jornada de tres días de huelga que se había preparado para principios del mes de mayo de este año. El profesor no quiso declarar si habría recibido alguna llamada de su hermano molesto por la posición que tomase ante la huelga. 


APOYO MASIVO

Bajo el lema 'Quieren acabar con todo', personalidades del mundo de la cultura, el espectáculo y la educación se dieron cita en el Ateneo de Madrid para respaldar la convocatoria de huelga general que se realizase el 29 de marzo. Con la presencia de los líderes de CCOO y UGT, los sindicatos han recibido un buen espaldarazo, en un acto de apoyo y reconocimiento a su labor, tras las críticas recibidas durante los últimos tiempos. Toxo y Méndez han estado apoyados por escritores, cantantes, actores y miembros de la comunidad universitaria, que han tachado la reforma laboral del Gobierno de inútil e ineficaz, así como de estar cimentada en el miedo. Por ello han acudido a respaldar a los convocantes mayoritarios y a llamar a la ciudadanía a seguir el paro general del próximo jueves, como respuesta a lo que consideran una agresión al modelo social de convivencia.

El actor Juan Manuel Sada y la escritora Marta Sanz han protagonizado algunas de las intervenciones más aplaudidas, en las que han cargado contra la injusticia cometida contra los ciudadanos de a pie, "los que van en tercera nunca se salvan del naufragio". Así mismo han arremetido contra "la dictadura del miedo impuesta por algo tan sutil y abstracto como son los mercados".

TRAYECTORIA DE RECORTES
En diez meses de mandato a Wert le ha dado tiempo a construir una nueva educación para España. Así, se puede resumir su trayectoria como ministro en las reformas que ha llevado a cabo. Desde que llegase, los cambios han sido para todos los niveles. Si ya abogó por la desaparición del programa de educación infantil de 0 a 3 años 'EDUCA3', en consonancia con su convicción de que "esta etapa de la educación infantil no es una etapa educativa", en niveles de educación superior aumentaría las tasas universitarias e introduciría las tasas de 350€ para la matriculación en Formación Profesional.
Por su parte, el descenso en las ayudas para libros, material escolar, ayudas para comedor, ha ido unido al cierre y degradación sin precedentes de las redes de escuelas rurales. De hecho ha abierto debates lamentables como la posibilidad de que los niños acudan con un tupper a la escuela por la imposibilidad de acceder al pago del comedor por parte de las familias y el descenso de la ayudas a las familias con menos recursos.

Además de aumentar el horario trabajo de los profesores de 18 a 20 horas, les ha recortado el sueldo y en caso de baja inferior a 15 días no se cubrirían, unido a recortes de  plantillas profesorado y aumento de ratio por aula. Se calcula que unos 40.000 interinos se han quedado sin trabajo mientras que el aumento de la ratio de alumnos por aula sube hasta un 20%.

También  habría hecho recortes presupuestarios. El jueves 17 de mayo el Congreso de Diputados ratificaría, exclusivamente con el apoyo de los diputados del PP, el decreto que recorta el gasto público en educación y sanidad en más de 10.000 millones de euros (7.200 millones en sanidad y 3.700 millones en educación).Wert intenta salir al paso en la sesión parlamentaria para defender los recortes afirmando que su gobierno lo hace “con sufrimiento y pesar” y que “esta es la respuesta excepcional del Gobierno a unas circunstancias excepcionales, desafortunadas”.
A estos recortes hay que sumar los 487 millones del acuerdo de no disponibilidad del 30 de diciembre 2011 y a los 663 millones de recorte en los presupuestos para 2012. En la práctica una reducción presupuestaria del 32,37 % desde el último presupuesto socialista, cayendo el peso de la educación respecto del total de políticas de gasto desde el 0,9% al 0,6%.

Sobre lo ideológico, además de que sustituyera la asignatura Educación para la Ciudadanía, por otra, llamada Educación Cívica y Constitucional. Según Wert su propuesta estaría “libre de cuestiones controvertidas” y “no [será] susceptible de adoctrinamiento ideológico”.También vuelve a subvencionar el 'Diccionario biográfico español' de la Real Academia de la Historia (con 193.000 euros) a pesar de la polémica suscitada por algunas de las entradas como la dedicada al General Franco en que su biógrafo Luis Suárez Fernández no lo llama dictador y omite gran parte de la represión franquista. Todo esto además ignorando que en julio de 2011 el Congreso de los Diputados aprobó una moción por la que se le retiraban los fondos públicos si no corregía los fallos.

Por lo que se refiere a su gestión el Área de Cultura también ha brillado con luz propia: Al recorte presupuestario se ha sumado el incremento del tipo del IVA aplicable hasta el 21%, lo que pondrá en riesgo la viabilidad de muchas industrias culturales de nuestro país, un sector que representa cerca del 4 % del PIB y emplea a más de 500.000 trabajadores. Y una medida que supone renunciar a un modelo de crecimiento económico basado en la creatividad y en el valor añadido que va asociado al talento y a la innovación. A ello, se añade además sus intenciones recogidas en el anteproyecto de reforma educativa, de suprimir el Bachillerato de Artes Escénicas, Música y Danza.
VOCES PARA ESCUCHAR
Madrid ha sido el epicentro del rechazo absoluto de gran parte de la comunidad educativa a la 'Ley Wert' y los recortes en los recursos públicos. Profesores, alumnos y padres se han echado a la calle en la capital y en una treintena de ciudades bajo el lema "No a la Lomce, no a las contrarreformas" para exigir la retirada del anteproyecto de la reforma de la ley educativa del Gobierno del PP. Han sido días huelga general en el sector que siempre han concluido con gritos de "Wert dimisión". 

Fotografía de Alberto Di Lolli. 
Jornadas de pupitres vacíos y profesores ausentes en muchos centros de España, y las calles abarrotadas por miles de jóvenes y no tan jóvenes manifestantes que han gritado "Esta reforma la vamos a parar" y han exhibido pancartas con lemas como "Educación pública para todos".

Imagen de P. Armestre, de Associated France Press.
El color verde se ha convertido una marea por las calles del centro de Madrid, donde se han congregado miles de personas. "No vamos a permitir que se nos devuelva a la escuela de los años 50, la escuela franquista, que pretende devolver la religión. Hoy estamos aquí celebrando la escuela pública y haciendo ver que está muy viva y no se va a amedrentar", ha dicho el secretario general de la Plataforma Estatal por la Escuela Pública, uno de los convocantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Recomienda este blog!